orientacion-aves-migracion

¿Podría ser que las aves siguen un mapa de campo de iones que funcionase como un laberinto, en la que escogiendo la salida concreta correcta se volviera al lugar de destino (centro del laberinto) o entrada (Una de las posibles entradas del laberinto)?

Para probar tal hipótesis habría que suponer que los pájaros migratorios tienen una especial sensibilidad a la electricidad, o a la ionización del aire en el pico, por lo que si por algún motivo tuviesen el pico aislado respecto de la ionización del aire, cabría suponer que no podrían migrar. Pero como lo hacen en grandes números siguiendo unos a otros, la experimentación tendría que centrarse en la capacidad de un pájaro migrante de detectar un campo ionizado. Sugiero el pico, porque es por donde el pájaro tiene las fosas nasales que llevan a sus respectivos receptores. Con lo que habría que determinar, si en dichos receptores se produce una medida de la ionización relativa del aire.

No hablo de campos magnéticos, sino de mapa de campos de ionización relativa de la atmósfera. Cuando va cogiendo altura el ave detectaría un patrón de campo de iones, sugiero esta respuesta porque me parece que tiene más sentido teniendo en cuenta que migran en determinadas estaciones. Siguiendo las aves a algunos ejemplares que tienen el patrón exacto de la migración. Que parecen turnarse por tandas en cabeza de la migración. A ello habría que sumar la orientación por las estrellas calculando la trayectoria del vuelo por el día, viendo la desviación relativa de las estrellas respecto de la noche. Lo que explicaría, el hecho de que no haya buena visibilidad por contaminación, por lo que los pájaros muy difícilmente migrarían a las ciudades, pero los que sí lo hacen darían buena pista de la migración relativa a la visibilidad de la estrellas por la noche, y en suficiente altura.

Pienso que los campos magnéticos quedan descartados porque se darían casos en que alguno migrase fuera de estación, debido a que los campos magnéticos son en toda estación prácticamente los mismos, no parece razonable que fuera un marcador disparador de la migración sino la propia estación, más relacionada con patrones de ionización del aire.

Se puede esgrimir un instinto grupal que sí sería el disparador de la migración, lo que me lleva a pensar en un grado de jerarquización grupal a nivel instintivo en la aves, reconociendo rangos de capacitación para la migración dentro del grupo de aves a considerar.

Por si alguien lo leyera, ahí dejo la pregunta.